Estos son los requisitos para inscribirse en LEB Plata

  • A lo conseguido por el Fundación Globalcaja La Roda en la cancha ahora hay que sumar el trabajo en los despachos
24 Mayo 2017

Desde que el Fundación Globalcaja La Roda ganara hace unos días la fase de ascenso de Cazorla, mucho se está hablando entre los aficionados sobre los requisitos que hay que cumplir para jugar en LEB Plata. De hecho, incluso antes de que se jugara el partido del domingo, ya se formaban corrillos entre rodenses desplazados a Cazorla discutiendo sobre si había posibilidades reales de subir o no, atendiendo no solo a lo que se estaba jugando en la pista sino también a criterios económicos.

Hasta el propio capitán y el entrenador, en la recepción que tuvo el equipo en el Ayuntamiento, cuando hablaban de la próxima temporada siempre lo hacían añadiendo la coletilla “estemos donde estemos”, porque, a día de hoy, todavía es pronto para saber si el club podrá cumplir las obligaciones impuestas por la FEB para jugar en una categoría de esta magnitud.

Para empezar, es necesario un aval bancario de 60.000 euros que cubra los posibles incumplimientos del club participante sobre sus obligaciones durante la temporada. Este aval ya era necesario para participar en EBA, pero mucho menor: 8.000 euros. A esto hay que sumarle un canon de inscripción de 20.000 euros, que no existe actualmente en EBA.

El pabellón necesitaría también algunos cambios, y el principal de ellos es relativo a la pista de juego, que deberá ser de madera y cumplir con las normas UNE exigidas. Los tableros deben estar homologados por la liga LEB, anclados al suelo y no suspendidos, como están ahora, además de contar con dos de repuesto para utilizar en caso de rotura. Y otro de los cambios importantes es el relativo al marcador electrónico, que deberá ser mucho más completo que el actual y en él deberán poder reflejarse, por ejemplo, las faltas acumuladas, los tiempos muertos de cada uno de los equipos, además de una zona donde puedan verse el número de personales cometidas por cada jugador, siendo este representado, como mínimo, con su dorsal. Incluso los módulos de posesión deberán ser nuevos.

Ejemplo de marcador electrónico | FEB

También la iluminación del pabellón podría ser susceptible de ser cambiada, ya que se exige un mínimo de 1.700 lux uniformes por toda la pista de juego. Incluso hay normas para la climatización del sitio, debiéndose cumplir lo estipulado en la normativa en cuanto a temperaturas máximas y mínimas.

Muchos de estos cambios que deberá sufrir el pabellón son, en principio, competencia de Ayuntamiento, que sería el encargado de acondicionar la pista, de titularidad municipal. El alcalde, Vicente Aroca, ya anunció durante la recepción del equipo que el Ayuntamiento colaborará con el club en la “medida de nuestras posibilidades”, por lo que todavía no se conocen las intenciones del consistorio.

Un sinfín de requisitos más rematan la lista que ofrece la Federación Española de Baloncesto: vestuarios, equipo médico, medidas de seguridad, sala y tribuna de prensa… Incluso la retransmisión en directo del partido en directo a través de streaming, obligatorio y con derechos exclusivos de la Liga, requiere de medios muy específicos.

Y una vez cumplido todo esto, que no es poco, vendrá el tema deportivo. Para atender a los gastos que surjan y confeccionar una plantilla competitiva, el presupuesto deberá crecer de forma considerable. Aquí serán vitales los fondos que puedan recibirse de las instituciones públicas, el aumento de la masa social del club y, sobre todo, poder contar con patrocinadores privados de peso que apuesten por el baloncesto rodense.

Del objetivo del ascenso ya consumado sobre la pista se pasa ahora al de los despachos. Ejemplos de equipos que no son capaces de cumplir las exigencias a tiempo hay casi todas las temporadas. Ahora mismo, todo está en el aire.

Comparte con tus amigos










Enviar