Cincuenta es mirar atrás

  • Hoy Pedro Jose Gaona nos trae una poesía que reflexiona sobre qué supone cumplir cincuenta años
Etiquetas:
18 diciembre 2015

Hoy es mi cumpleaños, cincuenta, que no se cumplen todos los días. Me diréis que tampoco se cumplen muy a menudo los cuarenta y nueve o los diecisiete, pero parece que los números redondos nos llaman siempre más la atención. No he sido nunca de festejar mis cumpleaños, pero esta vez hago una excepción. Para celebrarlo hoy no vengo “por gaoneras”, vengo con algo distinto, una poesía que reflexiona sobre esta etapa de mi vida que deseo solo sea, como poco, la mitad de ella. ¿Os acordáis de la canción de Alberto Cortez? Esa que decía: “A partir de mañana empezaré a vivir la mitad de mi vida…”, él la cantó a los cuarenta, yo soy más optimista. Espero que sea de vuestro agrado:

Cincuenta es mirar atrás

Cincuenta es mirar atrás,
descubrir lo vivido,
estar orgulloso mas no añorar.
Contemplar tu alrededor,
tu estrella disfrutar;
la suerte de ser querido,
la alegría de dar.
Recordar a los que te acompañaron,
te acompañan y acompañarán,
perpetuar a los que ya no están.
Olvidar los malos momentos
pero intentar no redundar.
No volver a caer
en aquello que fue errar.

Cincuenta es mirar al frente,
saborear lo que vendrá,
abandonar el miedo,
no volver a fallar.
Dejarte llevar por la vida,
afrontar lo que deparará,
no adelantar los hechos,
lo que llegue, llegará,
saber que muchos buenos
faltan por destapar.
Ilusionarte con lo venidero,
disfrutar con lo que serás.
No augurar futuros
que nunca serán.

Cincuenta es serenar tus pasos,
mirar dónde vas a pisar,
mas hacerlo sin el miedo
que los años relegó;
con la escuela de lo vivido,
con el afán de avanzar.
Transitar despacio,
seleccionar,
no renegar de lo que fuiste
mas dejar lo vano atrás.
Ser un espíritu libre
sin herir a los demás,
sin defraudar,
aparcando aquello
que no te deja avanzar.

Cincuenta es seguir contigo,
ser parte de tu vida,
continuar andando,
celebrar tus dichas.
Pues tus historias me interesan,
tu experiencia me vale,
tus errores son míos,
son mías tus risas.
Contadme vuestra vida,
contadme lo sentido,
contadme vuestra historia,
narradme vuestra vida,
las soñaré conmigo.
Quiero vuestras alegrías,
de ellas soy parte
pues sois mi vida,
sois mi biografía.

Comparte con tus amigos










Enviar